Tu información de entrega

Para personalizar tu experiencia y conocer la disponibilidad de los productos y los plazos de entrega, añade tu código postal para envío a domicilio.

Envío a domicilio

¿Dónde quieres recibir tu pedido?

Añade el código postal de entrega

Filtrar


Marca
Abajo


Altura (cm)
Abajo

Anchura (cm)
Abajo

Profundidad (cm)
Abajo


Tipo de instalación
Abajo

Conexiones + puertos
Abajo

Especificaciones
Abajo

Potencia (W)
Abajo
  • Radiador de aceite 2.000W
  • WiFi programable - 9 Elementos
  • 3 Potencias: 800W / 1200W / 2000W
  • Radiador de aceite 1.500W
  • WiFi programable - 7 Elementos
  • 3 Potencias: 600W / 900W / 1500W

¿Qué son los radiadores Wi-Fi y cómo hacen que la calefacción sea más inteligente?

Abajo

Los radiadores Wi-Fi, también conocidos como radiadores inteligentes o radiadores conectados, son dispositivos de calefacción que se pueden controlar de forma remota a través de una conexión Wi-Fi y una aplicación móvil. Estos radiadores se han vuelto una parte importante de la automatización del hogar y hacen que la calefacción sea más inteligente al ofrecer una serie de ventajas y características.

En resumen, los radiadores Wi-Fi hacen que la calefacción sea más inteligente al permitir un control más conveniente y personalizado, la automatización de la calefacción, y la posibilidad de realizar un seguimiento y ajuste del consumo de energía. Estas características ofrecen comodidad, eficiencia energética y ahorro de costos, lo que hace que los radiadores inteligentes sean una opción atractiva en la automatización del hogar.

¿Cuáles son las ventajas de los radiadores Wi-Fi en comparación con los radiadores tradicionales?

Abajo

Los radiadores Wi-Fi ofrecen varias ventajas en comparación con los radiadores tradicionales o convencionales. Estas ventajas están relacionadas con la comodidad, la eficiencia energética y la flexibilidad de control que brindan. Aquí tienes algunas de las principales ventajas de los radiadores Wi-Fi:

1. Control remoto: La capacidad de controlar los radiadores Wi-Fi de forma remota a través de una aplicación móvil te permite ajustar la temperatura y el funcionamiento desde cualquier lugar. Puedes precalentar tu hogar antes de llegar o apagar la calefacción cuando no estés en casa, lo que ahorra energía y dinero.

2. Programación personalizada: Los radiadores Wi-Fi suelen ofrecer opciones avanzadas de programación que te permiten establecer horarios de calefacción personalizados para adaptarse a tus rutinas diarias. Esto garantiza que tu hogar esté caliente cuando lo necesitas y ahorra energía cuando no estás en casa.

3. Calefacción por zonas: Muchos radiadores Wi-Fi son parte de sistemas de calefacción por zonas. Esto significa que puedes controlar la temperatura de cada habitación de forma individual. No es necesario calentar toda la casa cuando solo necesitas calefacción en una habitación específica, lo que aumenta la eficiencia energética.

4. Aprendizaje automático: Algunos radiadores inteligentes utilizan algoritmos de aprendizaje automático para adaptarse a tus preferencias y patrones de uso. A medida que ajustas la temperatura, el sistema aprende de tus elecciones y puede optimizar automáticamente la calefacción para mantener la comodidad y ahorrar energía.

5. Integración con asistentes de voz: Los radiadores Wi-Fi son compatibles con asistentes de voz como Amazon Alexa, Google Assistant y Apple HomeKit. Puedes controlar la calefacción mediante comandos de voz, lo que aumenta la comodidad y la accesibilidad.

6. Monitorización del consumo: Estos radiadores suelen proporcionar información detallada sobre el consumo de energía. Puedes realizar un seguimiento de tus costos de calefacción y ajustar el uso para ser más eficiente.

7. Notificaciones y alertas: Los radiadores inteligentes pueden enviar notificaciones y alertas, como recordatorios para cambiar los filtros o advertencias de temperaturas extremas, lo que contribuye a un mantenimiento más eficaz.

8. Control desde múltiples dispositivos: Puedes controlar los radiadores Wi-Fi desde varios dispositivos, lo que facilita el acceso y el control para todos los miembros del hogar.

9. Actualizaciones y mejoras continuas: Estos radiadores suelen recibir actualizaciones de firmware que mejoran la funcionalidad y la seguridad con el tiempo.

10. Acceso a distancia: Además de controlar los radiadores desde tu hogar, puedes ajustar la calefacción cuando estás de viaje o fuera de casa, lo que te permite tener un control total en todo momento.

En general, los radiadores Wi-Fi ofrecen un mayor nivel de comodidad y control sobre la calefacción, lo que puede traducirse en ahorros de energía y costos, así como en una mayor eficiencia en la calefacción de tu hogar. Estas ventajas hacen que los radiadores Wi-Fi sean una opción atractiva para la automatización del hogar y la gestión de la calefacción.

¿Cómo se conectan los radiadores Wi-Fi a mi red doméstica y a mi dispositivo móvil?

Abajo

La conexión de los radiadores Wi-Fi a tu red doméstica y a tu dispositivo móvil suele ser un proceso relativamente sencillo y se puede llevar a cabo siguiendo estos pasos generales:

1. Instalación física del radiador: En primer lugar, debes instalar físicamente el radiador en la habitación según las instrucciones del fabricante. Asegúrate de que el radiador esté conectado a una fuente de energía eléctrica y enciéndelo.

2. Descarga la aplicación: La mayoría de los radiadores Wi-Fi se controlan a través de una aplicación móvil. Descarga la aplicación correspondiente desde la tienda de aplicaciones de tu dispositivo móvil. Por lo general, la aplicación tiene un nombre relacionado con el fabricante o el modelo del radiador.

3. Configuración de la red doméstica:

a. Abre la aplicación en tu dispositivo móvil.

b. La aplicación suele requerir una cuenta o registro. Crea una cuenta si es necesario o inicia sesión si ya tienes una.

c. Sigue las instrucciones proporcionadas por la aplicación para configurar el dispositivo en tu red Wi-Fi doméstica. Esto implicará seleccionar tu red Wi-Fi en la lista de redes disponibles y proporcionar la contraseña de tu red Wi-Fi.

d. El radiador se conectará a tu red Wi-Fi siguiendo las instrucciones de la aplicación. Esto puede requerir que presiones botones específicos en el radiador o escanees un código QR proporcionado en la aplicación.

4. Asociación del dispositivo: Una vez que el radiador esté conectado a tu red Wi-Fi, puedes asociarlo con tu cuenta en la aplicación. Esto permite que el dispositivo móvil se comunique con el radiador de manera remota. La aplicación te guiará a través de este proceso.

5. Control y configuración: Después de asociar el radiador con tu cuenta, podrás controlar y configurar la calefacción desde la aplicación en tu dispositivo móvil. Puedes ajustar la temperatura, programar horarios de calefacción, configurar zonas, entre otras opciones, según las características de tu radiador.

6. Conexión a través de Internet: Para controlar el radiador cuando no estás en casa, asegúrate de que tanto el radiador como tu dispositivo móvil estén conectados a Internet. La mayoría de las veces, esto se logra a través de la conexión a una red Wi-Fi o datos móviles en tu dispositivo.

7. Integración con asistentes de voz: Si deseas utilizar asistentes de voz, como Amazon Alexa, Google Assistant o Apple HomeKit, sigue las instrucciones proporcionadas por la aplicación para configurar la integración. Esto puede requerir la habilitación de habilidades o acciones específicas en la plataforma del asistente de voz.

Ten en cuenta que los pasos exactos pueden variar según el fabricante y el modelo de tu radiador Wi-Fi, así que asegúrate de seguir las instrucciones proporcionadas en el manual del usuario o en la aplicación. La mayoría de las aplicaciones ofrecen una guía paso a paso que facilita la configuración. Si tienes dificultades, es recomendable ponerse en contacto con el soporte técnico del fabricante para obtener asistencia.